Antioxidantes, Clave de la Juventud

Antioxidantes, Clave de la Juventud

Antioxidantes: clave de juventud, al alcance de la cosmética y fuente de muchos alimentos!


La principal causa del envejecimiento de la piel es la oxidación producida por los radicales libres que van destruyendo poco a poco las células. Para evitar su proliferación en nuestro organismo, podemos tomar alimentos con propiedades antioxidantes que protegerán de los efectos nocivos de estos radicales libres que provocan el envejecimiento prematuro…

Las vitaminas A, C y E aportan grandes cantidades de antioxidantes a nuestro cuerpo y puedes encontrarlas sobre todo en las frutas, verduras, frutos secos y aceites pero también en cereales, lácteos, huevos, carnes y pescado.

 

– La vitamina A ejerce un papel esencial en la renovación de la piel y de las mucosas. Preferible es tomarla en forma de beta-carotenos (el organismo los transforma en vitamina A cuando lo necesita) y está presente en las verduras de hoja verde y de coloración rojo-anaranjado-amarillento (zanahoria, tomate) y en ciertas frutas (albaricoques, cerezas, melón y melocotón).

 

– La vitamina E actúa evitando la acumulación de radicales libres (acción antioxidante) que en verano aumentan por la acción de los rayos solares y provocan las denominadas manchas de envejecimiento. Encontramos buena cantidad de vitamina E en el aceite de germen de trigo, aceite de soja, cereales de grano entero, aceites de oliva, vegetales de hoja verde y frutos secos.

 

– La vitamina C o ácido ascórbico es también un antioxidante. Además, mejora la producción de colágeno, una proteína que mantiene la piel tersa y sin arrugas. La mejor forma de incorporar esta vitamina es a través de frutas y verduras, frescas y crudas. Abunda en alimentos de temporada como kiwi, melón, fresas, moras, pimientos o tomate.

 

Otras vitaminas muy importantes son las del grupo B que actúan sobre el estado de la piel, cabello, mucosas e intervienen en los procesos de renovación celular, entre otras funciones. Aparecen en la mayoría de alimentos de origen vegetal (verduras, fruta fresca, frutos secos, cereales, legumbres) y en los de origen animal (carne y vísceras, pescado y marisco, huevos y en los productos lácteos). Se debe prestar especial atención al ácido fólico, que encontraremos mayoritariamente en la verdura de hoja verde, legumbres verdes, frutas, cereales de desayuno enriquecidos e hígado.

 

BP Studio tiene un gran número de Suplementos en los cuales encontraras un antioxidante en específico y/o varios en conjunto para que elijas el que mejor se adapta a tus necesidades.